¡Hola mundo!

3DMálaga es un Estudio de Ingeniería en Diseño Industrial y Desarrollo de Productos que utiliza impresoras y 3D para realizar sus prototipos.

Es la ganadora de los Premios Spin Off de la Universidad de Málaga, así cómo del concurso IKEAMALAGATALENTO 2015. Actualmente está ubicada en el Edificio Green Ray, Ampliación de Teatinos.

3DMálaga se especializa en ayudar a los pequeños empresarios que necesitan realizar proyectos de Diseño Industrial y no cuenten con los medios necesarios, o el personal especializado, para realizar dichos proyectos. Diseños que abarcan desde nuevos productos hasta prototipado de los existentes.

Por otro lado, se están realizando proyectos dentro del Estudio que van ligados al campo de la medicina y del reciclaje. Para ello se cuenta con la colaboración de clínicas médicas y el apoyo de especialistas.

3DMálaga está fundada por Raquel Serrano Lledó, Graduada en Ingeniería de Diseño Industrial y Desarrollo de Productos por la Universidad de Málaga. La idea de la empresa surge cuando tiene la necesidad de realizar un prototipo para su Trabajo Fin de Grado, una silla para niños con dificultad motora, y decide realizar su primera inversión y comprándose una Impresora 3D. Gracias al prototipado se pueden realizar proyectos con mucha más calidad, rapidez y precisión.

A día de hoy, 3DMálaga está colaborando con diversa empresas, esperando poder presentar sus nuevos proyectos a principios de 2016.

 

 

1 comentario en “¡Hola mundo!

  • Hola Raquel:

    Estaba buscando empresas en el PTA de Málaga y me he encontrado con la tuya. He leído las publicaciones de tu web y me parece bastante interesante lo que haces.

    Comentarte que yo soy Ingeniero Técnico Industrial (UCA), pero desde muy pequeño, casi desde que tengo uso de razón siempre me han gustado los coches, sobre todo el diseño de los mismos. Siempre que veía un coche me imaginaba como lo hubiera diseñado yo. De hecho, mi vocación siempre ha sido el Diseño Industrial, enfocado al mundo del automóvil, pero cuando yo empecé la Facultad en ninguna Universidad de Andalucía existía Ingeniería en Diseño Industrial. Desconozco si en el resto del país existía. Al final hice Ingeniería Técnica Industrial por el tema de motores (lo más cercano a los coches) y el último año de carrera me decanté por la parte de Estructuras e Instalaciones, porque el profesorado era mucho más agradable.

    A día de hoy el Diseño Industrial me sigue gustando, como si fuese una espina clavada. Ya no solo lo enfoco al tema automovilístico, sino a cualquier faceta de la vida que implique diseño: mobiliario urbano, urbanismo, diseño interior de una vivienda, incluso distribución y tipo de muebles de interior. Creo que un banco para sentarse o una farola, por muy básicos y simples que puedan parecer, llevan su gran parte de diseño.

    Para que te hagas una idea, el programa que manejo para diseño es Autocad en 3D (es muy rústico, pero es el que dispongo). Así hice un coche con todos los detalles interiores del habitáculo de los pasajeros: asientos, cuadro de mandos y control, radio, elevalunas, pestillos y manecillas interiores, pedales… todo lo que lleva. Reconozco que el resultado no era el que esperaba, parece una mezcla entre un coche antiguo con materiales de coches modernos. También hice una vivienda unifamiliar (obviando la parte estructural de vigas y pilares de hormigón armado) y el resultado si que me salió bastante bien. En algunas vistas me daba la impresión de ser real, ya que hice detalles de persianas y pomos de puertas. Incluso las rejillas que le hice a las ventanas daban la sensación de ser real. Hasta las valla que le hice, con sus puertas, daban la sensación de ser real. Como puedes leer el Diseño Industrial es algo que me sigue gustando y mucho.

    He leído sobre tus proyectos y estudios y eres una persona muy inteligente. Ya me gustaría tener la mitad de tu inteligencia. Lo de la silla para niños con dificultades motoras imagino que te centraste en el diseño y pedirías colaboración para la parte del motor. Pero si también hiciste la parte motora me quedó pensando ¿cómo se hace eso? Es decir, ya tiene que ser complicado crear una silla especial para niños, pero si le añades el motor, se convierte en el “no va más”. Ahora mismo no se me ocurre como se hace. Me quito el sombrero ante ti.

    Supongo que tendrás un equipo de colaboradores. Si necesitaras y quisieras otro colaborador más, si pudiera colaborar de alguna forma, estaré encantado de saber y conocer tus ideas. Vivo en Cádiz y, como estoy cansado de engrosar las listas del paro, no me importaría irme a Málaga para trabajar.

    Perdona si he escrito demasiado y te he entretenido mucho, tenía ganas de escribir.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¡Pásate por nuestra tienda! Descartar